O, lo que es lo mismo: ¿cuál es la gran ventaja de Amazon frente al comercio local? No, no es el precio. De hecho, los puntos que se consideran fuertes a favor del comercio local son las grandes ventajas de Amazon.

  • Mejor conocimiento del cliente: Amazon nos conoce mejor, mucho mejor, que nuestra tienda de cabecera. De hecho nos conoce mejor que nosotros mismos. Puede predecir qué vamos a comprar antes de que lo hagamos.
  • Rapidez de entrega (en algunos casos): aquí el comercio local gana si estamos en horario laboral; si no, otra vez lleva Amazon las de ganar. Hacemos un pedido el sábado y el domingo lo tenemos en nuestra casa.
  • Facilidad para devolverlo: sin preguntas, sin malos ratos, sin malas caras. Casi sin plazos. Y en ocasiones, sin ni siquiera tener que devolverlo. Ahí también nos gana Amazon.
  • Stock: para ciertos productos, el stock es casi infinito.

¿Qué podemos hacer, entonces, desde el comercio local?

  • Permitir compra online: es el mínimo exigible. Ni siquiera tiene por qué ser una tienda online. Puede valer email, WhatsApp o Instagram.
  • Comunicación más cercana: aquí (por ahora) gana el comercio local. Nos conocemos personalmente, así que esto facilita la relación y la compra.
  • Rapidez de entrega: si somos capaces de entregar nuestros productos en 1-2 horas, podemos marcar ahí una diferencia.
  • Disponibilidad en situaciones críticas: cuando quedan pocos días para una fecha señalada, es posible que Amazon ya no tenga recursos para servir a sus clientes. Si ahí el comercio local tiene disponibilidad de producto, lleva todas las de ganar.

Esto supone dos cambios críticos en el mundo del comercio local:

  • Estar al tanto de las ayudas que nos ofrece la tecnología (web, tienda online, publicidad específica y bien orientada, WhatsApp/Instagram/Facebook…
  • Aprovechar el regalo que suponen las Matemáticas y la Ciencia de Datos. Eso nos puede permitir conocer a nuestros clientes, tanto por su interacción con nosotros como por su comportamiento en redes sociales, pudiendo adelantarnos a sus compras en Amazon.

Queremos terminar este post con una reflexión: cuando a finales de los 90 les decíamos a los comercios locales que tenían que “entrar en internet” respondían que no lo necesitaban; décadas después nos encontramos con que Amazon ha conseguido una ventaja que parece insalvable. La inversión en tecnología que ha hecho Amazon ha sido clave. Toda nuestra enhorabuena por eso. Es, si queremos y podemos, el turno del comercio local.

Leave a comment

Your email address will not be published.

Si utilizas este sitio, damos por hecho que aceptas el uso de cookies más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Cerrar